Cambia Tu Vida Invirtiendo En Ti

Todos quedamos atrapados en nuestras rutinas: nos despertamos, vamos a trabajar, hacemos un par de diligencias, preparamos la cena y repetimos el ciclo una vez más al día siguiente. Nuestros deseos y necesidades (pensemos: la clase de yoga y el masaje que has postergado) a menudo dejas de lado las cuestiones más prácticas y apremiantes de la vida.

Pero la verdad es que tú eres la inversión más importante si deseas vivir una vida larga, saludable y significativa. El autocuidado es la nueva "atención médica", antes de todo, y no es un acto egoísta. Si estás agotada, distraída y sin inspiración, tendrás un efecto de pérdida de energía sobre los que te rodean, pero si estás satisfecha, entusiasta y decidida, tienes el poder de animar a otros contigo.

Entonces, ¿cuáles son algunas de las "auto-inversiones" más poderosas que puedes hacer que darán frutos a largo plazo? La bello es que hay muchas opciones, y no tienen que ser indulgencias excesivas. Existen retiros que tienen como objetivo ayudarte a pasar más tiempo en tu vida al priorizar el desarrollo personal, la aptitud física, las relaciones y el manejo del estrés. Aquí hay cuatro formas sencillas de invertir en ti misma que podrán aumentar la felicidad, mejorar el bienestar físico y mental además de conducirte a una vida más equilibrada en general.

La actividad física es una de esas inversiones obvias para tu salud. Además de estar asociado con una mayor esperanza de vida y una reducción del riesgo de todo tipo de enfermedades (desde la diabetes hasta la artritis y la enfermedad cardíaca), el mover tu cuerpo más es igualmente beneficioso para tu cuerpo y mente.

La investigación ha demostrado que el ejercicio regular puede reducir la ansiedad, mejorar la memoria y las habilidades del pensamiento, mejorar la calidad del sueño y ser tan eficaz para tratar la depresión como los medicamentos recetados. También es una de las formas más efectivas para eliminar el cortisol (la hormona del estrés) del cuerpo, ayudándote a enfrentar mejor los momentos más difíciles de la vida. ¿La mejor parte? No tienes que correr un maratón o hacer un intenso entrenamiento en un campamento para experimentar estos beneficios. De hecho, el yoga, con su combinación de movimiento físico y respiración intencional, puede ser el óptimo entrenamiento de mente-cuerpo.

Actualmente se recomienda te animes a realizar al menos 30 minutos de ejercicio todos los días para obtener los beneficios, pero si realmente disfrutas del tipo de ejercicio que haces, es muy probable que lo superes. El sudar es la clave, pero no sin un elemento de disfrutar y placer. La variedad de clases de yoga y los entrenamientos de mayor impacto tienen como objetivo ayudarte a relajarte y disfrutar del momento.

¿Qué te motiva por la mañana? ¿Qué ilumina tu ser creativo? ¿Qué necesitas hacer para sentirte completa? Te digo una total verdad, y esto es que no lo sabrás hasta que lo experimentas. Es por eso que es tan importante comprometerse a aprender nuevas habilidades y participar en nuevas experiencias. Eso podría significar tomar una clase de cocina, obtener la certificación de profesor de yoga, viajar sola o algún nuevo diplomado, el hecho es moverse y empoderarte. Incluso podrías enfocarte en tu propio desarrollo. El día a día te presenta nuevas oportunidades (una clase de yoga, una técnica de atención plena, una conferencia inspiradora) que podrían cambiar tu perspectiva de la vida.

En el corto plazo, probar cosas nuevas como estas pueden hacerte sentir incómoda, y eso es completamente normal. Pero cuanto más te comprometas a hacer cosas que no forman parte de tu rutina habitual, más abandonarás el miedo y evitarás que te frene. Salir de tu zona de confort también puede revelar talentos y pasiones previamente desconocidas que podrías tener, ayudando a revelar lo que se supone que debes hacer con tu vida y dándole un mayor sentido de propósito. Tener un sentido más claro con propósito, se ha asociado con una mejor capacidad para manejar eventos negativos de la vida y vivir una vida más larga y más saludable.

Como adulto, puede ser realmente difícil hacer amigos. A menudo, construir nuevas relaciones requiere un gran paso fuera de tu zona de confort, hasta el punto en que pueda parecer inútil incluso hacer el esfuerzo. Sin embargo, la investigación muestra que el esfuerzo vale la pena a largo plazo. Los estudios han encontrado que tener más amigos te hace significativamente más feliz, lo que a su vez te asocia con una mayor esperanza de vida. La calidad de los amigos también es importante. Tener a alguien con quien hablar en el que confíes puede hacerte más resistente y más capaz de sobrellevar situaciones estresantes, digamos, sobre un mal trabajo o alguna relación.

Sin embargo, como adulto, las oportunidades de conocer gente nueva parecen ser pocas y distantes en comparación con nuestros días de infancia. La solución: considera la posibilidad de inscribirte en un evento, taller o retiro en el que es más probable que conozcas personas de ideas afines con las que puedas mantener conversaciones significativas sobre las cosas que a los dos les gustan. ¿Cómo salir al aire libre? Considera unirte a un "Meetup" ( Meetup permite a sus miembros reunirse en la vida real con grupos unidos por un interés común) de senderismo. ¿Te gusta tejer? Regístrate en el evento "Pints 'n' Purls" que puedes siguir en Facebook. ¿Te gusta el yoga? Tal vez este sea finalmente el año en que te permitas ir a un retiro de yoga y bienestar, donde experimentarás la conexión mientras te relacionas con otros 50 entusiastas de la salud en clases de yoga basadas en la comunidad impartidas por instructores de renombre mundial. Date a ti misma permiso para relajarte y disfruta del cuidado personal en un retiro de bienestar, siendo tu inversión final tu salud y bienestar.

Share this article

Comments are closed.