Un Amigo… Apoyo Invaluable

La amistad es un valor universal, es bueno tener a alguien en quien confiar, con quien compartir las cosas buenas que nos pasan y también lo no tan bueno.

La palabra amistad proviene del latín amicus; amigo, que deriva de amore, amar; es una relación afectiva entre dos o más personas.

Cultivar una sana amistad nos permite generar nuevas posibilidades para ser felices y permite obtener resultados extraordinarios para dejar de lado la tristeza, el estrés y la infelicidad. El poder confiar en alguien nos permite tener relaciones saludables para nuestro fortalecimiento emocional aumentando nuestra seguridad, impulsa nuestra autoestima, nuestra fortaleza, nos facilita el superar traumas como: divorcios, perdida de trabajo, enfermedades, la muerte de un ser querido; también aumenta nuestras ganas de vivir, nos ayuda a modificar conductas poco saludables y como resultado nos permite ser mas felices.

Los buenos amigos benefician nuestra salud, nos permiten prevenir la soledad y dan la oportunidad de brindar contención y soporte a otros, nos ayudan a atravesar tiempos difíciles y también a compartir la felicidad.

En un estudio realizado en el año 2008 se demostró que las relaciones de amistad y los vínculos sociales ejercen un gran impacto sobre nuestra salud mental en la medida en que vamos envejeciendo. “El rol de la amistad en nuestras vidas no es apreciado como deberíamos”, explica Rebecca G. A. profesora de sociología en la Universidad de Carolina del Norte. Los amigos tienen un mayor impacto en nuestro bienestar que las relaciones de familia.

Una amistad suele empezar con personas que conocemos en nuestras actividades cotidianas, en un principio nos caen bien y conforme nos vamos conociendo nos damos cuenta que tenemos algunas cosas en común como sentimientos, opiniones, creencias, ideales, convicciones, o gustos; ya con el tiempo te das cuenta de que tienen un interés en común, va creciendo el cariño mediante el trato, el conocimiento y el afecto mutuos.

Pero para que una amistad sea verdadera no solo basta caerse bien y tener cosas en común, se debe brinda ayuda desinteresadamente sin esperar nada a cambio. Al amigo se le quiere tal como es y tal como yo soy, sin fingir, honesto con el amigo y con uno mismo.

Cuando una persona confía en nosotros y nos demuestra su afecto, vemos lo positivo de ella, esto nos permite enriquecernos aprendiendo de sus virtudes y aceptándola con sus defectos que como en todas las personas son muchos.

Es de gran importancia darnos cuenta que todos somos diferentes y eso nos ayudará a potenciar nuestras virtudes y las de nuestro amigo.
Dentro de la psicología Positiva, la amistad es uno de los pillares básicos de la felicidad en cada persona.

Debido a los cambios que tenemos a lo largo de la vida nos vamos alejando de nuestras amistades, pero animo puedes tener nuevas amistades ¿Cómo?

Empatiza con las personas, escúchalas, apóyalas, ponte en su lugar sin juzgarlas.

Frecuenta lugares que sean de tu interés, como gimnasios, parques, exposiciones, restaurantes; seguro encontraras a alguien con quien tengas gustos en común.

Da siempre lo mismo que recibas, se tolerante, aprende a ceder.

Respeta los gustos y necesidades de tus amistades, no siempre tienen que estar juntos o hacer lo mismo, dense el espacio para tener amistades por separado y disfrutar al máximo cuando se vean.
Disfruta de tus amistades, bien dicen por ahí: Un amigo se elige y te elige. Por favor se feliz.

Share this article

Comments are closed.